Bloqueo de cuenta por discrepancias entre titulares

Para bloquear una cuenta, con carácter general, el banco deberá tener una causa justificada y avisar antes al titular, para evitar los posibles perjuicios derivados de la devolución de ingresos, disposiciones o recibos.

Un supuesto en el que la entidad puede decidir el bloqueo de la cuenta ocurre cuando, en el caso de cuentas con varios titulares, se dan al banco instrucciones contradictorias por parte de los mismos.

En estos casos, el banco debe adoptar una postura neutral, sin favorecer a ninguno de ellos, por lo que el bloqueo se consideraría conforme a las buenas prácticas bancarias. Eso sí, debe avisar previamente de su decisión a todos los titulares, y mantenerlo hasta que se produzca un acuerdo entre ellos o una decisión judicial.                      

Para saber más, consulta nuestra Memoria  (73 KB)

Informe relevante  (161 KB)

 

¿Te ha parecido útil esta información?