¿Cómo puedo cambiar mi hipoteca de tipo variable a fijo?

16/06/2022

En este momento, en el que el euríbor no deja de subir y encarece las mensualidades de las hipotecas, muchos clientes bancarios se están planteando cambiar sus hipotecas de tipo variable a fijo. Si estás en esa tesitura, echa tus cuentas, valóralo bien y, si finalmente lo decides, puedes optar por  una novaciónAbre en ventana nueva, es decir, pactar con tu entidad la modificación del tipo de interés, o por una subrogaciónAbre en ventana nueva de acreedor, es decir, llevarte tu préstamo a otra entidad.

  • Si te decides por la novación:

Tu entidad podrá cobrarte una comisión por novación siempre que figure en el contrato. Con carácter general, se calcula como un porcentaje del importe del préstamo pendiente de pago.

Si finalmente se produce la modificación, la entidad debe entregarte los documentos de información precontractual obligatoria, incluidos FEIN (Ficha Europea de Información Normalizada) y FiAE, al menos diez días naturales antes de la firma de la novación, que deberá formalizarse ante notario.

  • Si prefieres una subrogación:

En esta opción, traspasas tu hipoteca a otra entidad. Para ello, el banco nuevo deberá presentarte una oferta vinculante con las condiciones de la nueva hipoteca. La entidad antigua, en este caso, puede enervar, es decir, ejercer una suerte de derecho de tanteo y manifestar su intención, ante notario, de igualar o mejorar la oferta vinculante de la nueva entidad. En ese caso, no podría producirse el cambio y estarías obligado a mantener tu hipoteca en el mismo banco. Eso sí, beneficiándote de las nuevas condiciones.

Los gastos asociados a la subrogación de una hipoteca suelen ser superiores a los de la novación.

 

Ten en cuenta que si habías firmado tu préstamo antes de 16 de junio de 2019, a partir de la fecha de la novación o de la subrogación, se le aplicará la Ley reguladora de los Contratos de Crédito Inmobiliario ahora vigente.

Por último, siempre se cuenta con la posibilidad de formalizar una nueva hipoteca y cancelar anticipadamente la anterior, pero esta opción conlleva, por lo general, además de más trámites, unos gastos mayores.

¿Te ha parecido útil esta información?